Juan J. Molina

Juan J. Molina
Juan J. Molina

lunes, 26 de diciembre de 2011

Mama Noel se ha metido a puta


                                                                     

Yo sabía que las cosas estaban mal pero me parece que están peor de lo que imaginaba. El otro día, sin ir más lejos, fui al balneario de Fortuna y comprobé como en cada recodo de carretera e incluso en una isleta de la carretera que une Cobatillas con Fortuna, proliferan los puticlubs singles o a la intemperie, una silla, un sofá roído, un colchón y si hay suerte unas toallas son suficientes para poner en marcha un próspero negocio a la vista de todos, por supuesto también a la vista de los políticos de izquierda y derecha que van a darse sus reconfortantes baños a las generosas aguas del balneario. 
Las putas en este país son como los protagonistas de la película de Amenábar  titulada “Los otros” están pero nadie las ve. Los meapilas de izquierda se oponen a la legalización porque según ellos, fomentaría precisamente que hubiera más putas y la cofradía de la derecha se opone porque,  por supuesto, ir de putas es pecado.  Seguramente es mucho mejor que sigan en la calle, desamparadas, al arbitrio de proxenetas y chulos y ejerciendo sin ningún control fiscal ni sanitario y por supuesto, invisibles.
Cuando volvía del balneario a media mañana, no solo había más sino que, y de ahí mi comentario inicial de que las cosas están peor de lo que imaginaba, hasta Mama Noel se había metido a puta ¡y en vísperas de Navidad! La crisis ha llegado al Polo Norte y ya no se salva ni Santa. Pero a los políticos que nos gobiernan eso no les incumbe, mientras ellos se bañen calientes, jódan…Ríanse las putas, aunque sea la risilla nerviosa del frío.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

LOS COMENTARIOS OFENSIVOS O CON INSULTOS NO SON BIENVENIDOS Y PUEDEN SER BORRADOS. GRACIAS POR VUESTRA MODERACIÓN.